miércoles, 14 de noviembre de 2007

¿Y si se me gasta el nombre...?

Hoy la hora de la salida ha sido un poco agobiante. Además de poner chaquetas (ya empieza a hacer frío), repartir mochilas, subir las sillas encima de las mesas y curar a Óliver que se había caído al venir a la fila, tenía que repartir los regalitos del cumpleaños de Elena. Y, como "fondo músical" tenía a tres o cuatro de mis niños que no cesaban de repetir mi nombre tratando de atraer mi atención sobre ellos.

Hasta que les he dicho que me iban a gastar el nombre.
- ¿Y qué haré entonces? ¿Me llamaré Fernanda?

Les ha dado la risa, a todos, menos a Aitana que ha pensado una solución:

- No te preocupes, si se te gasta el nombre, yo te llamaré "amiga"

Sólo por cosas así, vale la pena todo un día de trabajo :)

Maestla

5 comentarios:

kissu&padam dijo...

Qué bonito. Sorprenden a veces sus reacciones, tan puras. Qué bien tener un post nuevo tuyo!

kissu

tara dijo...

¡Que linda! Ya echaba de menos tus posts,que me encanta este blog! A ver si escribes más a menudo.Besos.

tara dijo...

Ah,maestla! Mira este vídeo que seguro te va a encantar,jejeje.
http://www.biertijd.com/mediaplayer/?itemid=4023

tara dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Maru dijo...

Amiga es el mejor nombre que te pueden dar. A cualquier edad, es incomparable, Maestla.

Un besote